domingo, julio 23, 2006

El destino de Flor

sus labios amanecieron sin encanto
sus ojos apagados
la piel seca y áspera
era la hora de morir
tomó sus ebrias memorias
las sopló al viento
y en un grito enrabiecido
maldijo al sol por su destino
desgarró su ropa
se tumbó al suelo
y allí nuevamente marchitó

5 Comments:

Blogger nicolececilia said...

qué linda descripción. se me antoja un posible destino para la rosa del Principito. me gustan estos versos: "tomó sus ebrias memorias" y grito "enrabiecido", por razones obvias. :D gracias por pasarte por mi blog

10:45 a. m.  
Blogger Efra said...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

8:49 p. m.  
Blogger Efra said...

Y entonces Stat rosa pristina nomine... como bien dice en El Nombre de la Rosa de Humberto Eco...

De la rosa sólo nos queda el nombre...

8:51 p. m.  
Blogger Ana María Fuster said...

"tomó sus ebrias memorias
las sopló al viento"
sensacional!

9:10 p. m.  
Blogger SiempreBuena said...

secarse

1:00 a. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home